be shared
Influencers: ¿postureo o postura de marca?

Influencers: ¿postureo o postura de marca?

influencers- ¿postureo o postura de marca-

No, no es una burbuja. Por lo menos, de momento. El marketing de influencers funciona. Si se hace bien, claro. Las marcas siguen teniendo influencia sobre los consumidores, pero las marcas personales influyen mucho más sobre otras personas. Así de sencillo. Sobre todo, si éstas son un referente para un público, por algún motivo en concreto. Es decir, las acciones de ciertos perfiles influyen más que las acciones implementadas por una organización. Por tanto, las marcas están interesadas en aliarse con influencers, y así llegar mejor a sus públicos. Por su parte, los influencers ven una buena manera de monetizar su actividad. Esta es la base del influencer marketing.

No obstante, algunos pensarán que con cuatro imágenes de postureo compartidas por un instagramer ya es está todo hecho. Pero no. No vale cualquier influencer, ni cualquier tipo de campaña. Eh aquí el problema…

Se ha escrito mucho sobre cómo hacer una buena campaña con influencers. Cómo escoger un influencer, cómo definir los KPIs, cómo calcular el ROI, cómo crear y distribuir los contenidos… Pero nosotros queremos hablar de lo fundamental, de la base, de lo esencial; de aquello que hace que la marca, el influencer y el consumidor queden satisfechos. La clave es la solidez y la coherencia de la personalidad del influencer y de la personalidad de la marca. Es decir, el influencer ha de compartir la esencia de la marca. Sino, el público “nos verá el plumero”, la marca perderá reputación y el influencer perderá seguidores. Ambas personalidades han de estar alineadas de manera auténtica y honesta.

Para ello, hay que trabajar muy bien el branding (identidad visual e identidad verbal), tanto de la marca como del influencer. Hay que definir de manera profunda, estratégica y concreta la indentidad de marca de ambos. De tal manera que el influencer sea un auténtico influencer y la marca sea una marca atractiva. Cuanto más rica e interesante sea una personalidad más atraerá y más influenciará a los demás. Todo ello, permitirá que la marca tenga una postura clara y no haga simple postureo… Podríamos decir que el secreto de la comunicación con influencers es alinear armoniosamente una marca comercial y una marca personal.

Tal vez, algunos pensarán que llegará un momento en que esto dejará de funcionar. Ciertamente, no podemos asegurar que sea para siempre. Pero hay datos que revelan que 3 de cada 4 profesionales han obtenido un incremento de las ventas mediante esta estrategia (datos obtenidos de la 3ª Edición del Informe sobre el Estatus del Marketing de Influencers 2017). En be shared no somos videntes pero sabemos que con una estrategia coherente, el influencer marketing es efectivo…

 

Pau Torné, @tornepau

 

 

Sé el primero en comentar “Influencers: ¿postureo o postura de marca?”