los valores del equipo de baloncesto de España
16 septiembre 2019 Javier López

¿Qué pueden aprender las empresas de la victoria de la selección de baloncesto?

Los éxitos deportivos pueden ser un referente de trabajo en equipo para cualquier empresa. Los valores, la experiencia, la identidad y estar preparado para una crisis pueden ayudar a cualquier compañía

Como sabéis, la selección española de baloncesto se proclamó ayer campeona del Mundial de Baloncesto celebrado en China. Las dos selecciones que llegaron a la final, Argentina y España no figuraban entre las favoritas al torneo (estas eran Serbia, USA y Francia), pero hicieron un campeonato soberbio que les llevó a la final. El éxito de la selección nos deja algunas lecciones válidas para cualquier sector profesional.

– El éxito radica en el colectivo

Después de una década bajo el incontestable liderazgo de Pau Gasol, la selección acudía a un mundial sin la presencia de su referente (está recuperándose de una lesión y poniéndose en forma para su debut con Portland Trail Blazers) y con dos referentes que no son las estrellas de sus equipos: Ricky Rubio y Marc Gasol.

Los analistas decían que faltaba una estrella capaz de asumir las canastas decisivas. El seleccionador Scariolo dijo en la previa que este año tendrían que suplir el talento con otras cualidades.

No hizo falta, en la final España tuvo seis jugadores por encima de dobles dígitos. En la semifinal contra Australia varios de sus jugadores metieron canastas que significaban la permanencia o no en el torneo. Al final sí vino una estrella a China, el colectivo.

– Tener memoria: saber de dónde vienes construye una identidad

Pese a que podrían haber tenido un fondo de armario de mayor garantías, Scariolo eligió tres hombres que habían participado en las llamadas “ventanas”, la fase clasificatoria al mundial. Quino Colom, Xavi Rabaseda y Javier Beirán. Era un gesto más que importante.

Esos jugadores consiguieron que la selección estuviera en China, tenían un histórico a sus espaldas y trasladaban al resto de jugadores la memoria compartida de sus otros compañeros. Una identidad sobre la que entenderse y crecer juntos.

baloncesto empresas directivos aprendizaje learning basket marca brand employer branding valores values

– Adaptarse a los cambios

En plena final, Scariolo sorprendió con una modificación sustancial en el quinteto inicial. Situó a Oriola por delante de Claver. El propósito era sencillo, la selección Argentina contaba con Luis Scola, un center reconvertido a pívot moderno que estaba tirando fenomenal de tres. Como Oriola capaz de defender por dentro y por fuera, se le asignó emparejarse con Scola.

De los 29 puntos de Scola en semifinales a los 8 de la final. La capacidad de, ante nuevos retos, buscar nuevas soluciones, por parte del combinado español fue clave en el devenir de la final.

– Never too high, never too low

La frase que siempre repite Ricky Rubio cuando todo parece blanco o negro. Nada es tan perfecto como parece ni nada es definitivamente malo. Los retos a los que nos enfrentamos siempre dejan un aprendizaje. Los éxitos, rápidamente son sustituidos por nuevos anhelos. Nunca somos perfectos. Tampoco somos tan malos. Simplemente se trata de amar lo que haces y poner cuanto tienes por llegar lo más lejos posible.

Decía el padre de Ricky Rubio tras el encuentro que se sentía más orgulloso del Ricky persona que del Ricky jugador. A lo mejor, la manera nada excesiva de asumir los éxitos y los fracasos tiene algo que ver.

– El valor de la experiencia

Para bien, esta generación de jugadores va incorporando nuevas piezas al bloque, estableciendo un relevo generacional paulatino y nada agresivo. Por eso nos da la sensación de que estos jugadores son los mismos que ganaron en 2006, pero lo cierto es que sólo dos continúan. Porque un relevo bien planificado hace que la esencia del grupo se mantenga, sus valores y su manera de entender el colectivo.

Eso permite que, cuando el resultado aprieta, los jugadores más veteranos asuman su responsabilidad. En el caso de la selección española, Rudy Fernández y Marc Gasol han sido esos hombres. Los dos fueron titulares y los dos fueron esenciales en la victoria final. El valor de la experiencia.

Javier López

Javier López

Ejecutivo de cuentas
logo_beshared_118x119

¿Te ha gustado?

Share.

Otros temas de interés